Murprotec repara las humedades de la Iglesia de Santa María La Blanca de Sevilla

La iglesia de Santa María La Blanca, ubicada en pleno centro histórico de la ciudad de Sevilla, acaba de ser reparada por los problemas de humedad estructural que padecían sus muros y que, desde hace siglos, han ido deteriorando frescos, mobiliario, retablos, azulejos, mármoles y resto de joyas de gran valor histórico y patrimonial albergadas en su interior.

Fruto de una deficiente conservación y sucesivos procesos de restauración poco eficaces, este templo, cuyo origen data del siglo XIII, se encontraba en condiciones muy precarias. El diagnóstico previo realizado por los especialistas de Murprotec, confirmó que, tras la reparación de las humedades por filtraciones de agua ocurridas en las cubiertas, existía también una devastadora y continua humedad por capilaridad procedente del terreno, que estaba provocando una grave merma del poder de carga del edificio.

De hecho, esta humedad procedente de la tierra, delataba su presencia con grandes manchas en las paredes, ya que había llegado a ascender a través de los muros hasta 4 metros de altura.

Según Juan Federico Gallardo, Director de Andalucía de Murprotec, “La iglesia ha recibido un tratamiento de micro-emulsiones inyectadas a presión específico, con el fin de cerrar por completo el paso de la humedad y del agua a los cimientos. Además, también hemos realizado otro tratamiento anti-filtraciones laterales para dejar todos los muros de las fachadas impermeabilizados para así evitar que filtren el agua de las lluvias o de la calle hacia el interior”.

Finalizadas las obras en tan solo una semana, la iglesia ha quedado lista ya para que mientras que el tratamiento surte efecto, los muros vayan secándose y expulsando toda la humedad residual que queda por encima de la barrera que se ha creado con el tratamiento aplicado.

Murprotec es el primer grupo europeo de soluciones definitivas contra las humedades estructurales. Nació en 1954 y hoy cuenta con 24 delegaciones en 6 países de Europa. Su volumen de actividad supera las 7.000 obras al año. Los técnicos de Murprotec realizan un diagnostico profesional previo y gratuito del origen de la humedad. Sus tratamientos de capilaridad y sus centrales inteligentes de aire combaten la humedad, la condensación y los efectos que generan en los edificios y en la salud de las personas.